Gestión del Talento

Gestión del talento: Cómo atraer y retener a las nuevas generaciones con talento

La gestión del talento humano es un término relativamente reciente en el mundo de los negocios. Aunque se acuñó unos años antes, no fue hasta finales del siglo XX que adquirió una mayor importancia y pasó a formar parte de la práctica común en cualquier línea de negocio.

Cuando hablamos de gestión del talento humano nos referimos a la serie de procesos de recursos humanos que una empresa pone en activo para buscar, reclutar e incorporar nuevos empleados a su plantilla, así como para retener esa fuerza laboral dentro de la organización de manera eficiente. Actualmente se considera un elemento clave para aumentar la competitividad y la rentabilidad de cualquier empresa, ya que puede ser aplicada en diferente medida, con diferentes aspectos y en cualquier tipo de negocio o de organización.

Las ventajas de contar con una gestión del talento en nuestra organización son múltiples y a diferentes niveles. Tener a personas cualificadas y en el puesto de trabajo correcto nos ayuda a evitar o limitar la brecha entre las competencias, que son necesarias para ejecutar un trabajo o una tarea, y las habilidades de los empleados que van a ejecutarlas. Esto afecta tanto en el día a día como a largo plazo, ya que se transforma en una mayor eficacia y eficiencia en el trabajo personal y del equipo.

La gestión del talento humano también ayuda a incrementar la cultura de la empresa. El empleado puede encontrar una forma de comprometerse con ésta y establecer así un camino juntos, con objetivos claros que todos van a intentar alcanzar de manera coordinada. Si conseguimos que esta cultura de empresa aumente y se asiente, les estaremos diciendo claramente quiénes somos, cuáles son nuestros valores, y como ya hemos dicho, cuáles son nuestros objetivos conjuntos, ayudando a crear un clima de trabajo más positivo y más constructivo.

Esto, además, repercutirá en un aumento de la satisfacción personal. Cuando el empleado entiende que es parte de algo más grande donde los valores y la visión son comunes a los suyos, se siente orgulloso de pertenecer a ese grupo, lo que también ayuda a disminuir la rotación de personal y permite a la empresa retener el talento clave más fácilmente.

Por eso, a la hora de realizar una búsqueda de candidatos para incorporarlos a nuestra plantilla, siempre tenemos que tener en cuenta que lo más importante es dar con la persona correcta para el puesto correcto, ya que esto nos ayudará a tener empleados cualificados y comprometidos con la organización.

¿Cómo podemos atraer y retener a las nuevas generaciones con talento?

Si nuestro propósito es atraer talento joven a nuestra empresa, tendremos que centrar nuestros esfuerzos en captar la atención de los millennials, ya que actualmente suponen la mayor parte de la población activa, sin olvidar que son una generación puramente digital, con amplios conocimientos sobre las nuevas tecnologías y características y expectativas bastante diferentes de la generación precedente. En Alight NGA estamos implementando dos elementos en particular que nos están permitiendo atraer a estas nuevas generaciones con talento.

El primero es el empowerment o empoderamiento. Las nuevas generaciones buscan empresas que les proporcionen la oportunidad y las herramientas necesarias para desarrollarse profesionalmente, independencia para aplicar su propio punto de vista, así como flexibilidad y responsabilidad. Esto se puede traducir en la práctica, por ejemplo, implementando horarios flexibles, trabajando más sobre objetivos y menos en tareas diarias rutinarias, etc.

El segundo punto consiste en darles la oportunidad de incorporarse a nuestra empresa a través de una serie de programas de prácticas universitarias o de graduate. En nuestro equipo, por ejemplo, a partir de enero del 2021 vamos a implementar en Granada un programa llamado SPARK! según el cual buscaremos talento joven, tanto en España como en Europa, para incorporarlos como si fueran empleados permanentes, con los mismo derechos, al mismo tiempo que recibirán formación sobre la solución tecnológica que usamos en nuestro negocio y sobre nuestros valores, visión y modo de trabajar.

Una vez que hemos conseguido atraer al talento joven, tenemos que retenerlo en nuestra empresa el máximo tiempo posible. Para ello, podemos tener en cuenta algunas características que nos ayudarán a mantener un nivel alto de satisfacción y de motivación entre nuestros empleados y de esta forma evitar que piensen en abandonar nuestra compañía.

La primera es evitar aplicar una estructura jerárquica rígida y fuertemente estructurada e intentar gestionar con el ejemplo. Es mejor dar tareas que órdenes y debemos convertirnos en un ejemplo de compromiso, de profesionalidad y de trabajar en equipo. Tampoco debemos olvidar motivar la movilidad horizontal, pues puede haber personas que deseen continuar en la empresa, o incluso en el mismo proyecto, pero con un rol diferente para aprender algo nuevo, ver un problema desde otro ángulo o buscar un nuevo desafío.

Otro aspecto que tienen en cuenta a la hora de involucrarse con una empresa es nuestro compromiso con la responsabilidad social corporativa, sobre todo desde el ámbito social y ambiental, así como la diversidad existente dentro de la organización. Ya hemos visto que las nuevas generaciones son más sensibles a trabajar en una empresa de la cual puedan sentirse orgullosos, y los valores que antes eran considerados morales o éticos, hoy en día tienen que ser parte fundamental de la cultura de la empresa.

No nos podemos olvidar de la creatividad ya que nosotros, como empresa, podemos ayudar a las personas a ser creativas en su puesto de trabajo de diferentes maneras: motivándoles para que se enfrenten a las dificultades aplicando un punto de vista distinto; escuchándoles cuando les proporcionamos tareas diferentes, o dándoles la oportunidad de aplicar algo diferente. En resumen, a tener confianza en ellos para darles una tarea o problema y dejarles que nos muestren lo que pueden hacer. Si se sienten gratificados, seguramente darán lo mejor de sí mismos.

Y, por último, la remuneración salarial. Sabemos que la parte económica es muy importante a la hora de contratar a una persona, pero cada vez más buscan otros beneficios asociados a la empresa, como la posibilidad de crecimiento profesional, formación continua, etc.

¿Cómo pueden gestionar las empresas el talento humano?

Hay dos puntos fundamentales a la hora de gestionar el talento humano.

Lo primero que hay que tener en cuenta es que la gestión del talento no es algo que se pueda improvisar. Es imprescindible crear un plan estratégico o un plan táctico en el que revisemos el estado de nuestra empresa, veamos cuáles son nuestras necesidades y decidamos qué herramientas vamos a implementar, los nuevos procesos internos que vamos a desarrollar, no solamente en Recursos Humanos, sino también en el resto de áreas, etc.

El segundo punto fundamental es la tecnología, ya que nos puede ayudar mucho en todas las fases de la gestión del talento. Nosotros, Alight-NGA, somos partner de SAP para la implementación de las soluciones Talent Management y SuccessFactors, una suite de aplicaciones que ayuda a administrar todos los procesos y recorridos durante la vida del empleado dentro de la organización.

La primera herramienta que forma parte de esta suite nos puede ayudar a buscar nuevo talento, ya sea de forma interna por alguien que se mueva de otro equipo, como externa buscando candidatos en el mercado laboral.

Una vez que se ha cubierto el puesto es aconsejable contar con la herramienta Onboarding, que nos permitirá ayudar al empleado para que pueda ser eficiente desde el primer día que se incorpora a la empresa. Sabemos que moverse a una nueva compañía o equipo puede generar ansiedad ya que salimos de nuestra zona de confort, por lo que tener una herramienta de onboarding que nos acompañe paso a paso en ese proceso desde el primer día es fundamental. Con esto nosotros, como empresa, nos aseguraremos de que el empleado cuenta con los conocimientos necesarios, los accesos correctos, las herramientas para trabajar y conoce los procesos de la compañía.

Dentro de la suite de Talent Management también podemos encontrar una herramienta que nos permite desarrollar talento. A través de esta aplicación de desarrollo podemos generar un plan de capacitación, un plan de acompañamiento de talentos para mejorar las habilidades o crear nuevas oportunidades para el empleado y otras tareas más complejas.

La última herramienta que forma parte de esta suite es Performance & Goals, que nos permite medir el rendimiento de los empleados o identificar nuevas áreas donde el empleado puede necesitar más ayuda o donde puede crear nuevo valor, entre otras.

En resumen, crear un plan estratégico, estructurarse y utilizar las herramientas que ya son líderes en el mercado para dar apoyo a todo este proceso, son los elementos clave que cualquier tipo de empresa necesita para gestionar el talento humano.

Francesco Robba
CDS & Advisory Practice Leader Spain & LATAM